Movilidad para las megaciudades: el Audi AI:ME

Audi presentó un ambicioso concepto de movilidad para las megaciudades del futuro. El prototipo Audi AI:ME ofrece unas dimensiones compactas, un interior futurista y espacioso, y capacidad para desplazarse con conducción autónoma de nivel 4.

De acuerdo con la marca, el origen del nombre AI:ME enfatiza la relación con el Audi AIcon, el prototipo de conducción autónoma para largas distancias presentado en 2017. La afinidad en la línea y en el concepto de estos dos coches será evidente cuando el AIcon luzca en el stand de Audi junto al AI:ME durante el Salón del Automóvil de Shanghái 2019, donde el prototipo hará su debut mundial.

Arquitectura compacta, propulsión eléctrica: el concepto

Con una longitud exterior de 4.3 m y una anchura de 1.90 m, el Audi AI:ME ocupa el espacio en el tráfico de un modelo compacto actual. Sin embargo, la distancia entre ejes de 2.77 m y la altura de 1.5 m sugieren unas dimensiones interiores propias de un coche de una categoría superior. Esto es posible mediante la arquitectura de la propulsión eléctrica, que permite unos voladizos cortos y un gran volumen interior, sin que sea necesario contar con un túnel de transmisión. La unidad de propulsión está situada cerca del eje trasero y genera una potencia de 125 kW (170 HP).

Tal vez te interese:  ¿Qué pasó con Odín y su extraña vestimenta?

Audi AI: en el camino hacia la movilidad autónoma

Audi AI:ME y Audi AIcon: dos concept cars cuyos nombres hacen referencia a la nueva abreviatura de dos letras, que indican el desarrollo de toda una serie de innovadoras tecnologías de movilidad.

Movilidad para las megaciudades: el Audi AI:ME

Audi AI es el acrónimo para una variedad de sistemas electrónicos que reducen la tensión de los conductores y, simultáneamente, les ofrecen nuevas posibilidades para ocupar el tiempo que pasan en el coche. Con este fin, Audi AI también usa estrategias y tecnologías del campo de la inteligencia artificial y el aprendizaje automático.

Tal vez te interese:  Audi amplía el uso de la impresión en 3D

Conducción autónoma de nivel 4

El Audi AI:ME está diseñado para ser utilizado en ciudad con lo que se conoce como conducción autónoma de nivel 4. Este es el segundo nivel más alto en la escala estandarizada internacionalmente para la creciente automatización. Aunque los sistemas con nivel 4 no requieren ninguna intervención por parte del conductor, su función se limita a zonas específicas, como autopistas o áreas en el interior de las ciudades adecuadamente equipadas para ello.

En esos lugares, el conductor puede transferir completamente la tarea de conducir al sistema, teniendo que retomar esa función tan solo cuando abandone esas zonas definidas para una conducción totalmente autónoma. Al contrario que el Audi AIcon, un vehículo con función de nivel 5 que siempre es completamente autónomo, el Audi AI:ME está, por tanto, equipado con el tradicional volante y con pedales.

Tal vez te interese:  El Chavo del 8 ya tiene su día en Los Ángeles

Movilidad para las megaciudades: el Audi AI:ME

Esto significa que el coche, se desplazará en el futuro de forma autónoma dentro una zona del tráfico definida, si está equipada con la correspondiente infraestructura. Los flujos de tráfico autorregulados y autocontrolados permitirán que el vehículo se desplace pausadamente, evitando fuertes aceleraciones longitudinales o laterales. Esto es un requerimiento importante para que los ocupantes puedan desconectarse mentalmente del tráfico que los rodea.

Movilidad para las megaciudades: el Audi AI:ME

COMPARTIR