El 2 de febrero, día donde se llevará a cabo uno de los sucesos más esperados por millones de personas, tanto para fanáticos del fútbol americano, celebridades, políticos, pero también para las marcas, las cuales aún preparan sus comerciales para anunciarse en uno de los eventos más vistos en todo el planeta, dejando una derrama económica considerable.

Y es que el juego del Super Tazón, se ha caracterizado por ser una herramienta de publicidad debido a su gran rating televisivo, radiofónico y también en plataformas digitales, en todo el mundo. Simplemente, en el 2019, el juego entre los Patriotas de Nueva Inglaterra y Carneros de Los Ángeles, registró una audiencia de 100.7 millones de espectadores, una de las más bajas de los últimos años, pero, son cifras que le sirven tanto a los patrocinadores como a la NFL para obtener buenos dividendos.

La Liga Nacional de Fútbol (NFL, por sus siglas en inglés), se ha encargado de posicionar sus productos en los más altos estándares, ya que para este Super Bowl LIV, los espacios publicitarios de 30 segundos, rondan los 6 millones de dólares, teniendo un aumento de casi un millón a lo que costaba el año pasado, no siendo un obstáculo para las grandes marcas que buscan posicionar sus productos en algún espacio durante la transmisión del juego.

Año tras año, la batalla publicitaria se hace presente, en donde los anunciantes llegan a destinar el 10 por ciento de su presupuesto publicitario anual a un spot durante el partido y es que según Rebold, empresa de marketing y comunicación, el 24 por ciento de las personas que siguen el partido, lo hacen para ver la creatividad en los anuncios publicitarios, siendo la parte más atractiva del juego.

Tal vez te interese:  Nissan IMQ Concept, el crossover que quisiéramos tener

Asimismo, Rebold, detalló que, a raíz de los efectos publicitarios, éstos le generan a la cadena NBC, ingresos de más de 534 millones de dólares durante el juego a los que hay que agregar otros 115 millones más por los anuncios previos y posteriores al juego. Pero eso no es todo, también la mercadotecnia aparece en redes sociales, mediante las conversaciones que por segundos se dan en las diferentes plataformas.

Simplemente, en el 2018, se generaron 414 millones de interacciones en redes sociales durante el partido, donde Facebook registró 122 millones de interacciones orgánicas y el 62 por ciento fueron publicaciones hechas por mujeres. Cabe señalar que el 90 por ciento de esas interacciones fueron hechas desde un dispositivo móvil.

Ahora bien, el 74 por ciento de los hombres en Estados Unidos y el 69 por ciento de mujeres, ven el Super Bowl y de ahí…el 75 por ciento lo hacen en casa y el 7 por ciento en bares.

Tal vez te interese:  ¿Hoy sabremos un poco más del resurgimiento de Hummer?

Para esta LIV edición, donde los Chiefs de Kansas City se enfrentarán a los 49ers de San Francisco, son ya varias las marcas que alistan sus spots para lanzarlos antes, durante y después del juego. Es así como encontramos diversos géneros publicitarios, por ejemplo, en política, el Presidente de Estados Unidos, Donald Trump, presentará su campaña de reelección al comenzar el juego, con una duración de sesenta segundos. Bloomberg, también lo hará con el mismo tiempo aproximado.

Sin duda, los spots de autos son lo más esperados durante el juego por lo que marcas como Audi, quién hará su décima aparición, lanzará una campaña global de la mano de la actriz Maisie William, famosa por interpretar a Arya Stark en la saga de “Game Of Thrones”, destinada a redefinir el slogan de marketing “progreso a través de la tecnología”. También se anunciará Hyundai, donde los actores Chris Evans, Raquel Dratch, John Krasins y el ex beisbolista David Ortiz, saldrán en un spot de 60 segundos.

Otras marcas de autos que estarán presente en el “Súper Domingo”, serán Kia, Toyota, GM, Porsche, quien por cierto recreará algunas escenas haciendo referencia a las películas de “Rápido y Furioso”.

Ya con antelación, algunos patrocinadores van presentando sus comerciales, pero en esta edición, destaca uno donde aparece el multipremiado actor Bryan Cranston por su interpretación de Walter White en la también laureada serie “Breaking Bad”, donde simulará la clásica escena de la película “The Shining”, la cual inmortalizó Jack Nickolson,  donde rompe una puerta de madera con una hacha para luego asomarse y mostrar una delirante sonrisa, sólo que ahora, “El rey de la Metafentamina” en la serie, tratará de alcanzar una soda.

Tal vez te interese:  FCA, Ford y GM se reunirán con Trump

Otro spot que llama mucho la atención es el de Coca Cola, donde el cineasta nominado en varias ocasiones al premio Oscar, Martin Scorsese, se encuentra esperando a Jonah Hill, actor reconocido mundialmente por su actuación en la película “MoneyBall”, en una fiesta, pero éste, se encuentra cansado a lo que al tomar una Coca, se anima y acompaña al director de la nominada pelicula “El Irlandes” al evento.

Asimismo, también las marcas de botanas harán su aparición, caso concreto el de Cheetos, donde el rapero Mc Hammer, famoso en la década de los 90´s por su éxito “Can´t touch this”, portagonizará y mostrará el origen de la emblemática canción.

Así que, personalidades del mundo artístico o de la política a parte de darse cita, se robarán lo que realmente es el espectáculo del Super Bowl y más… dispararán las ganancias económicas que dejarán en cada segundo de aparición.

Las marcas se alistan para el Super Bowl LIV

COMPARTIR