Por sí sólo un Ford Mustang 1964, el primero en ser exhibido en el Auto Show de Nueva York, es noticia y más cuando éste es creado por medio de miles de bloques de LEGO y en tamaño real. Mucho ingenio y paciencia lograron esta proeza.

Oficialmente mide 4,570 mm de largo, 1,820 mm de ancho y 1,200 mm de alto; y se utilizaron nada más y nada menos que 194,900 piezas para construirlo. Los bloques pesan 435 kilos, lo que sumado a los 341 de la estructura de aluminio que soporta el conjunto, dan un peso total de 776 kilos.

Tal vez te interese:  Louis XIII, un regalo digno de reyes

Como podemos ver el detalle es impresionante y no tuvieron reparo en “replicar” hasta el último rasgo del original. Logos, llantas y limpiaparabrisas están presentes, pero también cuenta con elementos plenamente funcionales, como los faros delanteros y traseros. La última sorpresa se encuentra debajo del cofre, donde un altavoz reproduce el sonido real del Ford Mustang.

Tal vez te interese:  Zara rinde homenaje a la serie ‘Friends’ con colección
COMPARTIR