Unos focos más estilizados y con una nueva tecnología de iluminación, acompañado de una parrilla y fascias más anguladas es lo que resalta a primera vista del Ford Fiesta; sin embargo, de acuerdo a la marca se implementaron cambios de calado, que aumentan la rigidez un 15% más y modificaron la distancia entre ejes 4 milímetros más ancho, lo que se vería reflejado en un manejo más firme con desplantes de kart.

Tal vez te interese:  Infiniti develará el QX50 Concept en Detroit

Ford_Fiesta.jpg

Si bien los cambios estéticos no son abrumadores, si lo ponen a la par de sus competidores más cercanos, SEAT Ibiza o Volkswagen Vento. De forma opcional, el Fiesta puede adquirirse con techo solar panorámico y el sistema multimedia y de navegación Ford SYNC3, incrustado en una pantalla táctil de 6,5 pulgadas, con conectividad a los sistemas Android Auto y Apple CarPlay. También puede adquirirse como extra un equipo de audio de Bang & Olufsen con diez altavoces.

Tal vez te interese:  Volkswagen prueba la conducción altamente automatizada

En cuestión de motorización, esperemos los ya conocidos 1.0 EcoBoost de 100 y 125 caballos. ¿Habrá versión ST? Puedes apostarlo, quizá uno o dos años después de ser lanzado el modelo “domesticado” ya saben, un automóvil siempre debe de guardar un AS bajo la manga.

COMPARTIR