SEAT se une a otras marcas automotrices que han puesto especial atención en el reciclaje para fabricar los vehículos que tu yo manejamos.

Con el objetivo de recudir su huella de carbono, SEAT puso en marcha una prueba piloto para fabricar piezas para vehículos a partir de cáscaras de arroz.

De acuerdo con la firma automotriz española, cada año se cosechan más de 700 millones de toneladas de arroz en el mundo. De ellas, el 20% es cáscara de arroz, unos 140 millones de toneladas que en su gran mayoría se desechan.

Tal vez te interese:  McLaren presenta el chasis de carbono que llevará su futuro híbrido

Joan Colet, ingeniero de desarrollo de acabados interior en SEAT aseguró:

“En SEAT, estamos siempre trabajando en la búsqueda de nuevos materiales para mejorar nuestros productos y, en este sentido, la cáscara de arroz nos permite trabajar en la reducción de plásticos y material derivado del petróleo”.

Específicamente la empresa automotriz ha moldeado partes del vehículo como el revestimiento de la puerta y piso de la cajuela y el techo cáscara de arroz mezclada con poliuretanos y polipropilenos, por lo que a simple vista no se aprecia diferencia, pero pesan menos.

Tal vez te interese:  Tesla comienza a cobrar una cuota mensual por conectividad

En la actualidad, la empresa está analizando los revestimientos para saber qué cantidad de cáscara es posible utilizar para que se cumplan al 100% los requerimientos técnicos y de calidad. Por ejemplo, el doble piso de carga del maletero pasa por pruebas de carga en las que debe soportar hasta 100 kilos concentrados en un mismo punto para comprobar su rigidez y fuerza.

Tal vez te interese:  YouTube le da bienvenida al HDR

SEAT sustituirá plásticos por cáscaras de arroz en las piezas del León

COMPARTIR