Las colonias Roma, Condesa, Polanco, Santa Fe y del Valle principalmente han sido el terreno fértil para el florecimiento de una nueva opción gastronómica que heredan la forma de operar, principalmente influenciados por Estados Unidos en donde han registrado un crecimiento importante en la última década.

Nos referimos a los Food Trucks que son camionetas modificadas como cocinas ambulantes que están llegando a las localidades con alta concentración de oficinas ofreciendo casi como requisito indispensable alta concina o gourmet con precios accesibles.

Este concepto resulta innovador en nuestro país e incluso diversas asociaciones están buscando su regularización, en Estados Unidos para poder operar estos establecimientos móviles  es necesario contar con dos permisos: el Retail License (Licencia de establecimiento) y la Food Movile Dispenser, (Licencia para moverse), que se renuevan cada dos años. Se pagan 9.75% de impuestos de las ventas anuales.

Tal vez te interese:  ¿Qué están comprando los multimillonarios?

El target principal de los Food Trucks son el sector de la población etiquetado como  millennials (edad media, buen salario en búsqueda de opciones personalizadas de consumo, lo cual no es casualidad, pues estimaciones de la firma de análisis de datos SAP auguran a que este segmento representará el 50% del consumo global en 2017.

Los que hemos probado:

Tacos Don Manolito: Con una calidad comprobada por años, este restaurante de comida mexicana, le pone ruedas a su negocio y deambula por las Condesa y Roma en busca de comensales que estén buscando un buen taco de bistec con queso acompañado de unos frijoles calientitos.

ÑHAM ÑHAM: lo vas a reconocer por estar pintado de color rojo con unas vistosas letras amarillas, su giro es la comida vietnamita, si quieres conocer su ubicación, les puedes preguntar a través de su perfil en Facebook. Te recomendamos los sándwiches.

Tal vez te interese:  Esta es la relación de los mexicanos con Internet

foodtruck-ham-ham.jpg

BAUDIN: En una Volkswagen combi viajan los mejores postres callejeros que hemos probado. Galletas, chocolates, cupcakes y malteadas son su especialidad.

baudin.jpg

Barra Vieja: Los sabores del mar a la esquina de tu oficina. Nosotros pedimos el típico coctel de camarón, un ceviche, y unos tacos al carbón.  Fue un exceso, pero en nuestra defensa, el delicioso sabor nos obligó a hacerlo.

En Tijuana, por ejemplo, el despertar de los Food Truck está permitiendo ser cada vez menos el burro que toma tequila y gringos borrachos gritando de alegría tomando Margaritas (que pocas veces saben siquiera pronunciar correctamente) y más una territorio que está descubriendo y dando a conocer su identidad.

Tal vez te interese:  CDMX se está chatarrizando

hotbook-imagen21.jpg

Las que hemos probado son:

Picuditas: Lo podrás encontrar dentro de Food Garden (sitio bien conocido por de Tijuana). Su cocina tiene uno de los conceptos más creativos culinariamente, pues aún nos tiene preguntándonos si la picudita es una torta o algún tipo de empanada. Cada pieza que se realiza en este lugar se rige bajo 3 elementos principales: sano, rico y local.

Humo: Hacen una reinterpretación del Hot Dog, créanos difícilmente encontrarán uno como los que aquí se sirven. Te recomendamos probar el “Bacon” que como su nombre lo dice, es una salchicha hecha a base de tocino, con un dressing de mermelada de tocino que tiene un ligero toque picoso, viene acompañado de un tierno elote que te dejará chupándote los dedos. 

COMPARTIR